w704

En el Mobile World Congress de Barcelona de principios de 2015 pude ver cómo un modelo de LG, el Flex 2, era capaz de autorreparar los daños producidos en su carcasa trasera. Estos daños no eran muy drásticos por supuesto. Se trabaja de unos roces realizados con un cepillo de púas metálicas, unas llaves y un cuchillo bien afilado. Desde luego que me preocupa que en mis móviles se estropee la parte trasera, la carcasa, pero lo que realmente me preocupa es el cristal de la pantalla.

Y por lo que estos días hemos podido ver en algunos medios vamos camino de tener a mano algunos productos que cumplirán el sueño de muchos: que tu pantalla sea irrompible y sobre todo recuperable de cualquier daño. Se trata de aprovechar algún tipo de producto como el utilizado en el negocio aeronáutico en las alas de los aviones. La idea es que estos compuestos se añadan a las pantallas de los móviles y tabletas y activen la capacidad de autorreparación. Estamos deseando saber más de esta tecnología; sobre todo nos gustaría conocer cuándo la tendremos en nuestros terminales.

Visto en BGR