Realmente no es gracias a Windows 10, sino gracias a Wi-Fi Sense que ya viene integrado en Windows Phone 8.1. Pero en Windows 10 vendrá integrado también en la versión del sistema operativo de escritorio.

¿Qué hace Wi-Fi Sense? Pues se conecta a redes WiFi abiertas a las que ya se hayan conectado otros Windows Phone, acepta los términos de uso si la red lo requiere, proporciona información adicional a la red si la red lo requiere y permite compartir la contraseña de tu red WiFi con tus amigos de facebook y contactos de outlook.com y skype.

Pero tranquilos, para que esto pase tendrás que permitirlo. Cuando te conectes por primera vez a una red WiFi con tu dispositivo Windows 10 (es decir, cuando pregunta la contraseña) tendrás la posibilidad de marcar (o no) una casilla para compartir esta red con tus contactos. También puedes añadir _optout al SSID de tu WiFi y listo.